Las enfermedades respiratorias superiores se refieren a la enfermedad infecciosa, que afecta al aparato respiratorio desde la nariz hasta antes de la epiglotis, durante un periodo menor a 15 días, frecuentemente ocasionado por virus y ocasionalmente por bacterias.

Son la primera causa de enfermedad en México. Dos terceras partes de los casos observados en la población general ocurren en pacientes pediátricos; aproximadamente una tercera parte suceden en menores de 4 años de edad. Del 80 al 90% la causa es viral (por virus), por lo que la mayoría de los pacientes solo requieren de tratamiento sintomático. El uso de antibióticos sólo está justificado en casos específicos de infección bacteriana, por lo que es de suma importancia acudir con su Médico para iniciar el tratamiento que mejor le convenga.

Estas infecciones se propagan más por las manos y el contacto estrecho con las personas enfermas, por lo que el lavado frecuente de manos y el uso de cubre bocas en pacientes enfermos juega un papel importante como medidas de prevención.

SÍNTOMAS

  • Ojos rojos
  • Escurrimiento nasal
  • Estornudos
  • Tos
  • Diarrea
  • Ronquera
  • Erupción en piel
  • Fiebre
  • Malestar general
  • Disminución del apetito
  • Dolor de cabeza
  • Irritabilidad

 

¿CUÁNDO ACUDIR A UNA NUEVA VALORACIÓN MÉDICA?

Si su hijo:

  • Persiste durante más de 3 días con fiebre.
  • Que empeore o que aparezcan nuevos síntomas después de 3 a 5 días de evolución de la enfermedad.
  • Falta de mejoría después de 7 a 10 días de iniciada la enfermedad.

En estos casos acuda nuevamente con su médico para una nueva valoración.

¿CUÁNDO LLEVAR A SU HIJO A URGENCIAS?

En caso de que vea a su hijo con:

  • Una respiración rápida
  • Dificultad para respirar
  • Coloración azul de piel y mucosas
  • Deterioro en el estado general
  • Vómitos persistentes
  • Que orine poco

En estos casos debe llevarlo inmediatamente a URGENCIAS

MEDIDAS GENERALES

Lavado de manos constante o el uso de gel antibacterial, evitar que los niños con resfriado común compartan juguetes o chupones, así como lavarlos con agua y jabón cuantas veces sea posible, no llevarlo a guardería hasta que se recupere, continuar con la lactancia materna (en caso de ser menor de 1 año de edad), no exponer a corrientes de aire o cambios bruscas de temperatura, no dormir con el cabello mojado, no fumar cerca del niño, no dar medicamentos si no fueron indicados por su Médico y dar abundantes líquidos.

Es importante seguir las indicaciones de su médico y en caso de alguna duda preguntarle directamente.

 

Dra. Eunice Almanza Ayala

Médico General

Suc. Rafael Buelna Turno Vespertino

Farmacia Emergencias